Los coches híbridos están en pleno auge y cada vez son más los usuarios que acuden a un taller mecánico de Hortaleza para comprender un poco mejor su funcionamiento.

Lo primero que tenemos que tener claro es el concepto de vehículo híbrido, que es aquel que emplea​ un motor de combustión interna junto con otro (o varios) motores eléctricos. Los motores de combustión interna o térmicos pueden emplear gasolina o diesel y transforman el calor en trabajo mecánico. Por otro lado, los eléctricos convierten la energía eléctrica en energía mecánica por medio de la repulsión que presenta un objeto metálico cargado ante un imán permanente; podemos encontrar uno o varios y siempre van conectados a la transmisión o empujan directamente a las ruedas (motores in-wheel).

En un taller mecánico de Hortaleza siempre explican que el motor eléctrico no contamina, es eficiente en cuanto a consumo se refiere y ahorra energía interna. Por eso, cuenta con un generador que rescata energía en las frenadas, empleando la presión aplicada al pedal del freno en recargar la batería, haciendo posible que podamos aprovechar la inercia del coche en pendientes descendentes o en llano. En cambio, en las aceleraciones es el motor térmico el que aporta más potencia al coche híbrido, siempre con ayuda del eléctrico, que permite que el primero haga menos esfuerzo, disminuyendo así su consumo y comportándose similar a si tuviera más potencia.

Es importante destacar que a pesar de que los híbridos siempre aprovechan mejor el combustible que un modelo convencional, al convertir en energía eléctrica lo que de otro modo se perdería en rozamientos, calor o ruido, donde más energía ahorra es en las zonas urbanas. Así que si te ha quedado alguna duda o quieres informarte un poco más sobre este tipo de vehículos, nosotros estaremos encantados de atenderte en Talleres F. Girón, S.L.